2020 el año de los cambios

Se me hace raro escribir un post después de tanto tiempo, la verdad es que estos últimos meses atrás han sido una autentica locura. Demasiado trabajo y demasiado de todo. Pero como dice el titulo de este post, el 2020 va a ser un año de cambios.

Este año no me he puesto objetivos ni propósitos, pero si estoy implementando unos hábitos, rutinas y cambios en mi vida y en mi trabajo. Después de pasar una mala racha, tengo claras las cosas que quiero cambiar y mejorar en mi vida, y hoy te las cuento en este post.

QUÉ CAMBIOS VAN A HABER EN 2020

  • Levantarme más tarde: Antes me levantaba entre las 5:00 y las 6:00 de la mañana, me preparaba un café y aprovechaba esas dos horas de silencio para trabajar. El problema es que ya no empezaba el día bien,la moyoría de veces me concentraba tanto en el trabajo que cuando quería ponerme en marcha de verdad eran casi las 10:00 la mañana. Ahora eso ha cambiado, mi nuevo horario para despertarme es entre las 7:15 y las 7:30 y lo primero que hago ya no es encender el ordenador, es desayunar con el Sr. Martínez, recoger la casa, vestirme y sacar a pasear a Sobras. A las 9:00 ya tengo todas esas cosas listas y me puedo sentar a trabajar.
  • Nueva organización en el trabajo: La organización que tenía en el trabajo era bastante básica y algo caótica, siempre iba como loca haciendo miles de cosas a la vez. Ahora me he creado un calendario semanal para tener un orden y no tener esa sensación de no hacer nada. Lo que hago es organizarme el trabajo por días, 2 días a la semana para la fotografía y 3 para el diseño. Además la primera media hora de cada día la dedico al tema administrativo, responder emails, preparar presupuestos, facturas y resolver dudas de mis clientes. Pasada esa media hora solamente respondo a los emails de urgencia.
  • Gestionarlo todo a través del correo: Hasta ahora había dado mi teléfono personal para que los clientes pudieran tener un contacto conmigo más cercano a través del whatsapp. Pero últimamente estoy muy concienciada en respetar mi horario de trabajo y no trabajar fuera de este, y eso con whatsapp era muy complicado. Reconozco que me daba apuro hacerlo, pero mis clientes lo entendieron y respetaron mi decisión, y de momento estoy muy satisfecha con el cambio.
  • Definir muy bien mis servicios: Ese siempre ha sido mi talón de Aquiles. Cuando cree mis servicios pensaba que había dejado todo bien atado, ja, qué ilusa fui. En realidad en ese momento ni siquiera había empezado a trabajar, así que no me podía ni imaginar la de problemas que se me vendrían encima. Tener un servicio mal definido y con unas condiciones de trabajo un poco confusas me ha traído más de un quebradero de cabeza, así que ya le estoy poniendo remedio. Además esta vez he decidido contar con la ayuda de un profesional para que me redacte los textos y quede todo bien explicado, sin titubeos ni malos entendidos.
  • Dedicar un día entero a mi negocio: Cada 15 o 20 días dedico un día entero para poner a punto mi negocio. Ese día lo aprovecho para organizar las tareas, redactar los siguientes post del blog, actualizar el portfolio, hacer fotos para Instagram, etc, de esta manera evito tener mi negocio tan abandonado como estos últimos meses.

Estos serían los grandes cambios que he empezado a hacer relacionados con el trabajo. Poco a poco quiero ir añadiendo más, pero lo haré de forma progresiva. En cuanto a lo personal, también estoy haciendo cambios, uno de ellos es el de dejar de hacer cosas que no quiero, ya sabéis, esas cosas que a veces hacemos por compromiso, pero que en el fondo nos generan malestar. Tengo muchos más para contaros, pero eso lo dejaré para otro post.

¿Me cuentas cuales son tus cambios y propósitos para este 2020?

CONTACTO